Siete Fuegos Carnes
DestacadoNacionalesPolítica

Los medicamentos aumentaron 7% en febrero y acumulan 13% en el año

Cerraron 80 farmacias desde enero de 2018, en AMBA.

Muy por encima de la inflación general, los medicamentos ya aumentaron 13% desde el 1° de enero, y el mes pasado registraron una suba del 7,2%.

En tanto que entre 2018 y el primer bimestre cerraron 80 farmacias entre la Ciudad de Buenos Aires y el Gran Buenos Aires.

Así lo describieron a BAE Negocios fuentes del Colegio de Farmacéuticos y Bioquímicos de Capital Federal, desde donde recordaron que las compras de medicamentos cayeron 8% en el año frente al año pasado, debido a que la población no utiliza ocho de cada cien recetas por no poder pagar los valores. La baja sustancial no es solamente en las farmacias sino también en las compras mayoristas de los hospitales públicos y clínicas.

En lo referente al eje laboral, las farmacias se vieron obligadas a despedir 410 trabajadores en el 2018, entre cadetes, empleados de mostrador, entre otros. El secretario general del Sindicato Argentino de Farmacéuticos y Bioquímicos, Marcelo Peretta, había afirmado que el descenso de las compras de 8% el año pasado “abarca además de las farmacias, a las instituciones hospitalarias”. “Contabilizando todas las compras a nivel nacional, existen 3 millones de recetas caídas (que no llegaron a usarse) y 600 millones de dólares menos de facturación, todo en 2018”, sostuvo.

La venta libre de productos incluye a los supermercados, donde también se notó la baja. “Es evidente que sigue la fiesta. Los aumentos de medicamentos en los últimos tres años llegan al 340%, contra un 158% de inflación. Están desbocados y es un escándalo”, había sentenciado Peretta. Las remarcaciones en este sector se vuelven más elocuentes cuando la comparación es entre diciembre de 2015 y enero de 2019. Los analgésicos subieron un 733%; ansiolíticos, 705%; antiácidos, 686%; antihipertensivos, 658%; vitamínicos, 642%; y antibióticos, 406 por ciento.

Para completar el cuadro de situación, entre diciembre de 2018 e igual mes de 2017, de acuerdo con la información del Colegio profesional, los vitamínicos (reconstituyentes) se incrementaron un 110%; anticoagulantes, 105%; medicamentos para tiroides, 96%; asma, 77%; diuréticos, 65%; antihipertensivos, 63%, y contra la diabetes, 53 por ciento. En cuanto al segmento de “uso habitual”, los analgésicos se dispararon un 75%; antiespasmódicos, 67%; y los anticonceptivos, 54%, entre algunos ejemplos.

El Colegio Oficial de Farmacéuticos y Bioquímicos de la Capital Federal expresó en forma reciente que “los farmacéuticos hemos manifestado nuestra preocupación, ya que se podría producir la interrupción de tratamientos de enfermedades crónicas por parte de los pacientes, por dificultades de acceso a los medicamentos por razones económicas”.

Como consecuencia de la recesión económica que provoca una menor compra de medicación, se agravaron los problemas de salud, con un aumento de la mortalidad y obviamente de las consultas, las internaciones.

Fuente
Bae Negocios
Etiquetas
Mostrar más

Artículos relacionados